Autor: Brunet Publicitat Cat.: Sin categoría Comentarios: 0
Cada vez la Navidad invade antes las calles de la ciudad. Las luces, los turrones, los escaparates decorados y los anuncios navideños llegan con más antelación que hace unos años.

El asentamiento de festividades anglosajonas en nuestro país ha convertido el mes de noviembre en una temporada de celebraciones. Del Halloween pasamos al Black Friday y Cyber Monday, para empezar seguidamente la campaña de Navidad.

Muchas marcas han decidido aprovechar los descuentos del Black Friday y Cyber Monday para vincularlos con las compras navideñas. A parte de las grandes rebajas que incitan a consumir, la posibilidad de devolución de compras después del día de Reyes lo convierte en un factor determinante para que los consumidores adelanten sus compras.

Según AYTM, un 18% de los consumidores ya han realizado sus compras durante el Black Friday para estas fiestas, el 7% las hizo aprovechando las ofertas de Cyber Monday y un 13% finiquitará  su adquisiciones navideñas a principios de diciembre. Tan sólo un 4% deciden esperan hasta el último momento para hacerse con sus regalos.

Gracias a las ofertas adelantadas de los grandes comercios, unido a la ampliación de la fecha límite para las devoluciones, provoca que los anuncios de temporada salgan a la calle con más antelación de lo previsto. Televisiones, radio, mupis y marquesinas, vallas publicitarias se tiñen de rojo mucho antes de lo esperado.

En la televisión ya hace semanas que podemos ver anuncios de juguetes y colonias, los eternos regalos estrella para la temporada de Navidad. También los productos típicos de alimentación llegan antes a las estanterías de los supermercados. Turrones, polvorones, bombones con packagings diseñados especialmente para estas épocas…

Pero lo más importante, es la llegada del frío. Sin el frío, la gente es  incapaz de sentir el espíritu navideño. Y sentirse dentro de este mundo mágico de ilusión, familia y recuerdos de la infancia.

Trackback URL: http://www.brunetpublicitat.com/por-que-se-adelanta-la-navidad/trackback/